Diócesis de Osorno Celebró Nuevo Aniversario de Pascua de Obispo Valdés

Con una hermosa y alegre eucaristía, la Iglesia osornina conmemoró el 37 aniversario de la pascua de Monseñor Francisco Valdés Subercaseaux este viernes 4 de enero en la catedral San Mateo Apóstol.

 
Sábado 05 de Enero de 2019
Ver Galería
La celebración se inició con la procesión, en que diáconos permanentes; sacerdotes y el Administrador Apostólico Jorge Concha Cayuqueo, fueron acompañados por representantes de distintas parroquias de nuestra provincia, quienes portaron la cruz de Chile y el pendón parroquial entregado en la pasada Asamblea Diocesana del mes de octubre.

En la oportunidad, el pastor de Osorno destacó la figura del primer obispo de nuestra diócesis, en la que estuvo 26 años, y “hoy desde esta Iglesia Catedral que con gran dedicación se empeñó en levantar para expresar el amor de esta ciudad a su Señor, le damos gracias a Dios por este humilde hermano capuchino que llegó a ser pastor y servidor de todos”, señaló.
También dijo que la vida del “Venerable Siervo de Dios”, fue un ejemplo en muchos aspectos y hoy “la memoria, la figura y la obra de don Francisco Valdés sigue muy presentes en nuestra diócesis y en el sur de Chile porque dejó una impronta que perdura. Fueron numerosas las expresiones vertidas en la Asamblea Diocesana del mes de octubre pasado con que la gente lo recordó”, afirmó.

“Fue apóstol de su tiempo, cuya mirada encontró el impacto de la mirada de Jesús, a quien siguió. El amor a Dios y su hijo, nuestro Señor Jesucristo, lo llevó a entregarse con amor y sin descanso a su Iglesia”, destacó el Administrador Apostólico de Osorno.

Monseñor Francisco Valdés Subercaseaux, “creó y organizó esta diócesis. Se preocupó de darle una estructura material, organizativa y de animar la vida espiritual en tiempos que no fueron fáciles para él, principalmente por el contexto social de entonces”, explicó el obispo Jorge Concha Cayuqueo y señaló que hoy “en tiempos complicados para nuestra Iglesia, la entrega confiada en Dios hace prevalecer su obra y nos renueva constantemente, mientras buscamos ser fieles al Evangelio, como lo fue este Siervo de Dios”.

En este contexto, la figura del “padre Pancho” como muchos lo llaman hasta hoy, “la vemos como la ayuda que nos viene de lo alto que nos anima muy de cerca como uno de los nuestros, y uno de los nuestros queridos y sobre todo por el pueblo fiel de Dios. Somos nosotros hoy los llamados a ser apóstoles con el barro de nuestro tiempo, somos llamados a ser artesanos del Evangelio para gloria de Dios y el bien de todos los hombres y mujeres, nuestros hermanos y hermanas”, agregó.

“Tantos hermanos y hermanas, como Francisco Valdés, nos animan a hacer nuestra parte, dejémonos animar por su ejemplo. Desde esta Iglesia Catedral, en nombre de esta diócesis y unidos a todos los que conocieron la vida y la obra del Venerable Siervo de Dios, hacemos oración al Señor dador de todo bien, para que este apóstol suyo siga sirviendo a su pueblo, a través de su obra que son suyas, de su enseñanza y de su ejemplo de vida”, señaló.

Al finalizar la eucaristía, transmitida por Radio La Voz de la Costa de Osorno y Radio María, nuestro Administrador Apostólico, acompañado por el padre Cristian Cárdenas Aguilar, el presbítero Adrián de Vet Haagh y representantes de las parroquias diocesanas, bajó a la cripta de monseñor Valdés, donde hizo oración solemne por el pastor de la diócesis que partió al encuentro con el Señor hace 37 años.

Fuente: Comunicaciones Osorno
Osorno, 05-01-2019