"Busquen al Señor y vivirán", con alegría otro joven se despide de la Fazenda, al completar su año de recuperación

En la liturgia del domingo 14 de julio decía el salmo 68: “busquen al Señor y vivirán”, y en este día, esta frase de la Palabra de Dios se hizo vida al contemplar la recuperación de más un joven en la Fazenda de la Esperanza de Chiloé.

 
Miércoles 17 de Julio de 2019
Ver Galería
La despedida de más un joven que finalizó su proceso de un año recuperándose de la adicción a las drogas en la Fazenda, se dio en un ambiente de alegría y emoción. Esta vez fue Sebastián, de 21 años, que desde Curicó vino a Chiloé con la esperanza de un cambio de vida, en sus palabras expresó “hoy cumplí mi año en fazenda, me voy a mi casa después de un año en que viví muchas cosas, puedo decir que me voy contento, tranquilo, siento un cambio en mi persona, en mis sentimientos, en la manera de ver las cosas, y eso me hace ir tranquilo, contento, viví muchas experiencias lindas, conocí a buenas personas y me voy con el corazón bien llenito de buenas experiencias y harto cariño de los demás, (…), la verdad que no todo fue fácil, cuando llegué venía muy mal, con mucha pena, pero con el tiempo creo que lo malo fue pasando y me voy lleno de experiencias bonitas de este lugar.”

En la Eucaristía, donde también participaron otras familias que vinieron para el tradicional día de visitas, y que fue presidida por el Obispo Juan María Agurto, el joven Sebastián recibió su “diploma”, de parte de Gastón Sosa, quien está coordinando en estos días las actividades, ya que Marcio Orth se encuentra fuera del país en un encuentro de coordinadores de fazenda, Gastón manifestó que “es la primera vez que hago eso, (de entregar el certificado), y es para mí una alegría muy grande, y también como dice la Palabra, es una alegría en el cielo cuando un pecador se convierte, así que también el cielo se alegra hoy, hay alegría por todos lados.”

El Padre Obispo al referirse justamente al salmo del día, busquen al Señor y vivirán, expresó en parte de su homilía “eso es lo que todos nosotros debemos hacer, buscar al Señor, y dejarnos enseñar por Él, qué es lo que hay que hacer, cómo aprender amar y que nos ayude a amar, (...) no quedarnos tirados al borde del camino, pero buscando al Señor encontrar la vida verdadera.”

Si usted le llama la atención y quiere más información sobre la Fazenda de la Esperanza de Chiloé, puede comunicarse por teléfono o wasap al número +569 61682314. O también a través del Obispado de Ancud, fono 65-2622325.

Fuente: Comunicaciones Ancud
Ancud, 17-07-2019