Horarios de celebraciones

Viviendo la novena de Candelaria

Son cuatro las comunidades de nuestra diócesis que se encuentran viviendo la novena de la Virgen de la Candelaria, fiesta que encuentra raíces en el territorio diocesano desde 1645, y que cada 2 de febrero congrega cientos de peregrinos.

 
Lunes 27 de Enero de 2020
Ver Galería
El 2 de enero se celebra la Fiesta de la Candelaria, que recuerda la presentación del Niño Dios en el templo de Jerusalén. Esta es una fiesta que congrega una gran cantidad de devotos de la Virgen de Candelaria, los que visitan ya desde la noche del 1 de febrero, los 4 santuarios presentes en nuestra diócesis.

En Valdivia, esta fiesta encuentra sus raíces en Isla de Mancera, la que por 375 años ha celebrado ininterrumpidamente esta fecha. La imagen de la Virgen de la Candelaria de Isla Mancera data del año 1645, y se cree que llegó a la isla junto a la imagen de Nuestra Señora del Rosario que actualmente se encuentra presente en el templo Catedral de Valdivia.

A continuación, ponemos a disposición de la comunidad los horarios de la novena y de las celebraciones del 2 de febrero de cada una de las localidades que celebra esta fiesta.


Parroquia Nuestra Señora del Tránsito de Corral (En comunidad de la Capilla Isla de Mancera)

Novena

Del 24 de enero al 31 de enero a las 20:00 horas, Capilla de Isla de Mancera.

1 de febrero en Capilla de Mancera:

20:30 horas, ultima Novena en la Capilla de Isla de Mancera, luego procesión a Ruinas de la Capilla San Antonio del Castillo San Pedro de Alcántara, donde se realizará la bendición de las velas. (Lancha de retorno tras finalizar ceremonia a las 23:15 horas aproximadamente)

2 de febrero en Capilla de Mancera:

11:00 horas Misa en Capilla de Isla de Mancera
15:30 horas procesión de la imagen de la Virgen de la Candelaria alrededor de la Isla de Mancera.
16:30 horas Misa en Capilla Isla de Mancera.

Parroquia Nuestra Señora del Rosario (Capilla de la Virgen de la Candelaria en Punucapa)

Novena

Del 24 de enero al 31 de enero a las 21:00 horas, Capilla de Punucapa.

1 de febrero en Capilla de la Virgen de la Candelaria, en Punucapa:

21:00 horas Misa y posterior procesión nocturna con la imagen de la Virgen de la Candelaria hacia el cementerio del lugar.
(Lancha Pólux ida y regreso con un valor de $3.000 pesos, salida desde a las 20:00 horas desde el muelle fluvial en Valdivia)

2 de febrero en Capilla de la Virgen de la Candelaria, en Punucapa:

10:00 horas Misa en Capilla de la Virgen de la Candelaria, en Punucapa.
12:00 horas Misa en Capilla de la Virgen de la Candelaria, en Punucapa, y procesión desde el Santuario hacia el muelle de Punucapa.
16:00 horas Misa en Capilla de la Virgen de la Candelaria, en Punucapa.


Parroquia Inmaculada Concepción (Río Bueno – Localidad de Champulli, 45 kilómetros por ruta interlagos)

2 de febrero en capilla de la Comunidad de Champulli

11:00 horas Misa en capilla de Champulli.
12:30 horas Rezo del Santo Rosario en capilla de Champulli.
14:30 horas Inicia procesión desde el frontis de la capilla de Champulli.
15:30 horas Misa en capilla de Champulli.

Parroquia Todos los Santos de Los Lagos (Santuario de Quinchilca)

2 de febrero en Santuario de Quinchilca

09:00 horas Misa en Santuario de Quinchilca
10:30 horas Misa en Santuario de Quinchilca
12:00 horas Misa en Santuario de Quinchilca y posterior procesión de la imagen de la Virgen de la Candelaria.
15:30 horas Misa en Santuario de Quinchilca.
17:00 horas Misa en Santuario de Quinchilca

Parroquia Nuestra Señora de Lourdes, de Paillaco (Capilla de Pichirropulli)

2 de febrero en Capilla de la Virgen de la Candelaria, en Pichirropulli:

10:30 horas Misa en Capilla de Pichirropulli.
15:00 horas Misa en Misa en Capilla de Pichirropulli.
16:00 horas Procesión desde Capilla de Pichirropulli.
Vicaria San Pedro, en Lago Ranco

2 de febrero en Capilla de la Virgen de la Candelaria, en Lago Ranco:

10:00 horas Misa en templo parroquial.
11:30 horas Misa en templo parroquial.
15:00 horas Procesión por las calles de Lago Ranco.
16:00 horas Misa en templo parroquial.

Explicación de la Fiesta de la Candelaria

El 2 de febrero la Iglesia Católica recuerda la presentación de Jesús al Templo en Jerusalén. Es común que en muchas Iglesias del mundo se lleven imágenes del Niño Dios, como representación de la propia presentación de Jesús. Además, se llevan velas y candelas (velas hechas de parafina pura) para ser bendecidas y encendidas, estas simbolizan a Jesús como Luz de todos los hombres. Por este motivo se conoce como “Fiesta de las Candelas” o “Fiesta de la Candelaria”.

La Virgen de la Candelaria

Es una de las muchas advocaciones que recibe la Virgen María. Miles de peregrinos viajan a los santuarios de Nuestra Señora de la Candelaria, siendo una de las devociones populares de mayor masividad en Chile.

Esta advocación de la Virgen María proviene de Islas Canarias, de la Isla de Tenerife, donde fue conocida por los indios guaches como “La Extranjera”, hasta que según cuentan, Antón, un joven guache catequizado por los españoles al regresar con su pueblo la reconoció como la imagen de la Virgen María al momento de presentar al Niño Dios en el Templo.

Esta advocación se difundió por toda América, principalmente porque gran parte de los navíos debían pasar por Islas Canarias antes de continuar viajando hasta América, debido a esto muchos marinos y capitanes se encomendaban a su protección y cambio levantaban santuarios en el nuevo continente descubierto.

Origen de la Fiesta de la Candelaria

La ley judía de los tiempos de Jesús establecía en Levítico que las mujeres que daban a luz debían presentarse en el templo a los 40 días para purificarse. Si el hijo era barón, debía ser circuncidado a los 8 días de su nacimiento.

Una vez cumplido los 40 días, la mujer, junto a su esposo, acudían a las puertas del templo donde presentaban una ofrenda, un cordero y una paloma o tórtola. Además, si el niño era el primogénito varón, este era consagrado, en recuerdo de los primogénitos de Egipto que había salvado Dios.

El Evangelio de San Lucas nos cuenta como José y María llevan a Jesús al templo en Jerusalén. Al entrar al templo, el anciano Simeón, movido por el Espíritu Santo, tomó en brazos a Jesús y lo bendijo diciendo que Él sería la luz que iluminaría a los gentiles. Después, le dijo a María que una espada atravesaría su alma, profetizando los sufrimientos que tendría que afrontar.

Fuente: Comunicaciones Valdivia
Valdivia, 27-01-2020