Este miércoles se cumplieron cien días desde el primer caso registrado en la capital regional.

Bomberos, Radio El Sembrador y Diócesis de Chillán agradecieron a los profesionales de la salud

El electo obispo Sergio Pérez de Arce y el comandante del Cuerpo de Bomberos, Gustavo de la Fuente, llegaron hasta el Hospital Clínico Herminda Martín para reconocer el trabajo de la llamada "Primera Línea de la Salud".

 
Jueves 18 de Junio de 2020
El Cuerpo de Bomberos, Radio El Sembrador y la Diócesis de Chillán se unieron para conmemorar los primeros cien días desde que se desató la emergencia sanitaria provocada por el primer caso de Covid-19 en la región. La conmemoración se tradujo en un saludo que el Cuerpo de Bomberos llevó hasta los profesionales del Hospital Clínico Herminda Martín a las 21.00 horas de este jueves 18 de junio, más el toque de la sirena en señal de homenaje a la llamada “Primera Línea de la Salud”.

El saludo fue transmitido por Radio El Sembrador en directo y a esto se sumaron las campanadas de diferentes iglesias de la Diócesis de Chillán y una oración por el personal de salud que se encuentra haciendo frente a la pandemia, momento que fue encabezado por el obispo electo de la Diócesis de Chillán, padre Sergio Pérez de Arce.

“A nombre de muchos ciudadanos y a nombre también de la iglesia de Ñuble los quiero saludar, darles las gracias por todo lo que han estado haciendo en estos cien días ya. Yo pensaba que servir un ratito se puede hacer, servir por algunos días se puede llevar, pero servir permanentemente es difícil y supone una gran fortaleza y motivación de compromiso con el bien común y la sociedad. Ustedes nos han demostrado un gran compromiso con el prójimo, al igual que muchos servidores públicos, dirigentes vecinales, Fuerzas Armadas, o Carabineros, solo por nombrar a algunos”, dijo al personal de salud en su saludo.

“Independiente de la fe que cada uno tenga, tenemos que saber que Cristo sirvió a los enfermos, sirvió a los que sufren, sirvió a los pequeños y todo el que hace eso nos muestra de alguna manera el rostro de Cristo. Quisiera orar por ustedes, por sus familiares, por los hermanos que han fallecido en este tiempo, orar por el consuelo de sus familias, orar por lo que están aquí padeciendo Covid y otras enfermedades, para que Dios los fortalezca y tengan el consuelo del Señor. Este es un pequeño gesto a nombre de muchas personas”, indicó tras lo cual realizó la bendición de los enfermos.

“Aquí hay dolor pero también generosidad, amor y esperanza; vinimos a hacer un pequeño signo de gratitud por estos hermanos que cada día se están entregando en medio de la adversidad, lo que nos demuestra que todos podemos hacer de este mundo un lugar mejor. Es normal que haya temor, miedo incertidumbre; pero confiemos en que Dios nos acompaña, nos fortalece. Luego hay que descubrir la gran lección que nos dejará esta pandemia. Esto es que hay caminar juntos. Nadie se salva solo como dice el Papa Francisco y tenemos que salir todos juntos de esto, podemos superar nuestras diferencias y construir un mundo más humano”, dijo el obispo electo en las afueras del Hospital Clínico.

Por su parte, el comandante del Cuerpo de Bomberos de Chillán, Gustavo de la Fuente, precisó que “el lazo que nos une a los profesionales de la salud es especial porque tenemos muchos voluntarios que trabajan también en el hospital. Ellos cumplen su turno médico y en sus horas de descanso están con la disponibilidad de trabajar en Bomberos. Hoy queremos junto al obispo electo hacer un homenaje especial porque están sonando las sirenas de todos nuestros cuarteles incluyendo el de Quinchamalí, además de las campanas de las iglesias. Esto es en honor al gran trabajo que realizan los profesionales de la salud. Hoy nos sacamos el casco por ustedes”, indicó.

Fuente: Comunicaciones Chillán
Chillán , 18-06-2020