Con la Santa Misa se inició Año Jubilar por Centenario de la Pascua de Santa Teresa de Los Andes

Unidas a la celebración de Santa Teresa de Jesús, las hermanas del Monasterio María Madre de la Unidad, en Osorno, festejaron la eucaristía con que se dio inicio al Centenario de la Pascua de la primera Santa Chilena.

 
Domingo 14 de Julio de 2019
Ver Galería
A las 10 de la mañana de este sábado 13 de julio, la comunidad de Carmelitas Descalzas de nuestra ciudad, celebraron la misa y el anuncio del Año Jubilar que autorizó el Papa Francisco, para destacar y conmemorar la vida y espiritualidad de Santa Teresa de Jesús, con motivo de cumplirse, en abril del 2020, 100 años desde su fallecimiento.

En la eucaristía, presidida por el Administrador Apostólico de Osorno, Obispo Jorge Concha Cayuqueo, las monjas carmelitas acompañaron cada momento con los cantos que la asamblea escuchó atenta, silenciosa y participativa.

En la oportunidad concelebraron el presbítero diocesano y párroco de la parroquia Reina de los Mártires, Oscar Escobar y los sacerdotes religiosos Jorge Gómez de la parroquia San Sebastián de Purranque, y los padres Adán Lugowsky y Karol Gajer, pertenecientes a la congregación del Verbo Divino.

Durante su homilía, el Pastor de Osorno, aseguró que la actitud para acoger la voluntad de Dios, manifestada en la Palabra de Jesús, sobre todo en el Evangelio, “tiene que ser la actitud que tienen los niños, y nosotros tenemos mucho que aprender de eso, porque una cosa es decirlo y otra, es vivirla”.

Esto, continuó el Obispo Jorge Concha Cayuqueo, “no significa ser infantil, sino esa docilidad y pureza de corazón que tienen los pequeños, y el tremendo amor que tienen a sus padres, el cual culmina en una confianza entrañable, sin dobleces, sino que llana y auténticamente”.

Tal como Teresa de Jesús, señaló y dijo que “ella fue dócil, alegre en su respuesta y servicial, y es admirable que, siendo tan joven, ella descubre lo que tendría que ser básico en la vida de todo cristiano: Descubrir la grandeza del amor de Dios, y que nuestra respuesta se realiza en el amor a Jesús y su Evangelio”.

Cabe recordar que la primera Santa chilena, nació en Santiago, el 13 de julio de 1900. Murió el 12 de abril de 1920. Fue Beatificada por Juan Pablo II el 3 de abril de 1987 y solemnemente canonizada en Roma el 21 de marzo de 1993.

Fuente: Comunicaciones Osorno
Osorno, 14-07-2019