Te Deum en Valdivia

“Cuidarnos unos a otros y cuidar nuestra casa común”

Como cada año se realizó él Te Deum de fiestas patrias en Valdivia, con la participación de autoridades civiles, militares y religiosas, con una gran asistencia de laicos y laicas de la Iglesia de Valdivia.

 
Jueves 19 de Septiembre de 2019
Ver Galería
Este 18 de septiembre a las 10:30 horas en la Catedral de Valdivia se realizó el tradicional Te Deum. La ceremonia fue presidida por el Administrador Apostólico de Valdivia, reverendo padre Gonzalo Espina Peruyero, y fue acompañada por el coro del Colegio San Marta de Valdivia y la Orquesta Amigos de CIFAN.

La celebración conto con un pie de cueca con el que se inició la celebración, para luego dar paso a la lectura del texto del libro de la Sabiduría y el canto del Salmo. El Evangelio fue proclamado por el diacono Miguel Cadíz, quien canto las Bienaventuranzas. A continuación, el Administrador Apostólico entrego su mensaje para estas fiestas patrias en presencia de autoridades nacionales y regionales.

Cuidarnos y cuidar la casa común

En su homilía, el presbítero Gonzalo Espina abordo los problemas de la soledad y del medio ambiente, uniéndolos a través de la importancia y la falta de relaciones de cuidado. Humildemente ofreció una reflexión que se resumen en “cuidémonos unos a otros y cuidemos nuestra casa común, para tener mejor vida, para ser más felices.”

Comenzando por recordar las 7M que planteo el año 2018 como urgentes grupos y temas transversales para el país (Mujer, Migrantes, Mapuches, Menores, Mayores y Medio Ambiente y Mediación), el administrador de Valdivia manifestó la importancia del discernimiento para saber apreciar las urgencias del presente, que desde su sencilla perspectiva plantea como el aumento de la soledad y el rápido deterioro ambiental.

Signos presentes en la celebración

De manera especial en este Te Deum, se quiso ofrecer y dar gracias a Dios, por la familia, por los pueblos originarios, por nuestros hermanos y hermanas migrantes, por las fuerzas de orden, por el mundo académico, por nuestra tierra y sus frutos, por los mares y sus pescadores. Cada uno de estas peticiones fue acompañado por un signo que se presentó ante el altar.

Un servicio gratuito

Cada año son el Colegio San Marta y la Orquesta Amigos de CIFAN, quienes con su talento y cariño ofrecen y acompañan con los diversos cantos solemnes que acompañan él Te Deum. Este servicio ofrecido a la diócesis y a la Región es agradecido especialmente por el Administrador Apostólico.

- Texto completo de la homilia

Fuente: Comunicaciones Valdivia
Valdivia, 19-09-2019